AMLO descarta diálogo con Ecuador tras resolución de la Corte Internacional

Foto: Gobierno de México

El presidente Andrés Manuel López Obrador descartó hoy dialogar con el gobierno de Ecuador, luego que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya rechazó las medidas cautelares solicitadas por México por el asalto a su Embajada en Quito.

Nosotros no estamos buscando el diálogo con quien no respetó la soberanía de nuestro país, esto ya está en la Corte Internacional y allá se va a resolver, todo a través de la Corte”, señaló el mandatario luego de la resolución emitida en La Haya, Holanda.

Y descartó que México pueda reanudar relaciones con el gobierno de Daniel Noboa, si no hay una disculpa pública de por medio, como se ha manifestado desde el allanamiento.

Tampoco está contemplado para nosotros mantener relaciones si no ofrecen una disculpa pública primero, segundo que respeten el derecho de asilo, tercero que se comprometan a la no repetición”, precisó en su conferencia matutina.

Y cuarto, agregó desde Palacio Nacional, “que cualquier gobierno que actúe como lo hicieron en Ecuador, se le expulse de Naciones Unidas, así de claro”.

López Obrador señaló que en México “vamos a continuar con esa postura”.

Y, recordó, que por iniciativa de gobiernos y líderes mundiales, “(a Ecuador) se les ha planteado que le den la libertad al exvicepresidente (Jorge Glas)… que se le tiene concedido asilo en México, y no les ha importado”.

“Aún sigue el juicio”

Consideró que la resolución emitida hoy por la Corte no es grave, pues lo que México pedía de manera inicial “en las medidas cautelares era que se protegiera la embajada” mexicana en Ecuador.

Aclaró que “todavía no termina el juicio” en el máximo órgano de justicia de Naciones Unidas.

Y valoró importante haber llevado el tema a la CIJ “para que quede el precedente, para que nunca más se vuelva a violar el derecho internacional y se invada una embajada, que es violar la soberanía de un país”.

Ante el compromiso de Ecuador ante la Corte, de que respetará las sedes diplomáticas, el mandatario dijo no tener “confianza” en el gobierno, “pero sí al pueblo ecuatoriano, porque somos pueblos hermanos”.

“Es un asunto con un gobierno autoritario, desconocedor del derecho internacional, irrespetuoso que violó nuestra soberanía, agredieron a nuestros representantes diplomáticos”, añadió el presidente

Y aprovechó para puntualizar que “ya no es, repito, el tiempo de antes en que se permitía que se humillada a México o a su gobierno”.