UNAM y CIDE llaman a un alto al fuego en Gaza y revisarán convenios educativos con Israel

CIDE e UNAM se solidarizan con Gaza. FOTO: UNAM/CIDE CIDE e UNAM se solidarizan con Gaza y bu

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) llamó a un alto al fuego en la Franja de Gaza y revisará los convenios que tenga la institución con universidades israelíes que hicieron algún comentario en contra de la paz y las tareas humanitarias.

En un comunicado, la UNAM exhortó que el Estado de Israel garantice la entrada de ayuda humanitaria a Gaza, así como la liberación de los llamados “presos de guerra”, que son los rehenes que se encuentran secuestrados desde el pasado 7 de octubre de 2023.

“La Universidad Nacional no puede arrogarse facultades ni atribuciones que competen al Estado mexicano. Esta casa de estudios, en estricto apego a la legislación universitaria, ha dado de esta manera respuesta integral, en tiempo y forma, al documento presentado en días pasados por distintas agrupaciones de apoyo al pueblo palestino”, reiteró la UNAM en su comunicado.

Además, la máxima casa de estudios del país buscará ponerse en contacto con la Agencia de las Naciones Unidas para la Población Refugiada de Palestina en Oriente Próximo (UNRWA) para establecer algún tipo de colaboración de apoyo de los refugiados y palestinos desplazados.

Como institución, la UNAM buscará integrar una agenda es espacios de información y discusión académica respecto a la gravedad de la situación en Gaza y buscara que no haya discursos islamofóbicos o antisemitas dentro de su comunicad universitaria.

El CIDE marcó línea

Esto se da un día después que el Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE), adscrito al CONAHCYT, anunciara su postura hacia el conflicto y rompiera un convenio de colaboración que tenía con la Universidad de Tel Aviv desde 2014.

“EI CIDE condena categóricamente lo que acontece en la Franja de Gaza, y pide un alto al genocidio por parte de las tropas israelís que lejos de ayudar establecer un proceso de paz duradera en la región, profundiza las tensiones entre el pueblo israelí y palestino”, señaló la institución educativa en un comunicado.

También mostró su preocupación como institución ante la destrucción de escuelas y universidades en Gaza, ya que esto dejará sin acceso educativo a miles de niños palestinos y sin que pueda acceder a un derecho humano.