Tribunal cambia medida cautelar de Murillo Karam a prisión domiciliaria

Fue el pasado 11 de noviembre cuando el juez Juan José Hernández Leyva del Centro de Justicia Penal del Reclusorio Sur resolvió dejarle la medida cautelar de prisión preventiva justificada.

Murillo Karam se encontraba en prisión preventiva justificada, en la torre médica de Tepepepan. Murillo Karam se encontraba en prisión preventiva justificada, en la torre médica de Tepepepan. FOTO: Presidencia

Tribunal federal resolvió darle una suspensión definitiva a Jesús Murillo Karam, exprocurador general de la República, para que lleve su caso en prisión domiciliaria, en relación a su acusación de tortura a “El Cepillo”, presunto integrante de Guerreros Unidos.

Al resolver un recurso de revisión incidental presentado por la defensa del exprocurador, el  Primer Tribunal Colegiado en Materia Penal de la Ciudad de México resolvió, por mayoría de votos, que Murillo Karam lleve su proceso en libertad, esto, luego de que el juez  Juan José Hernández Leyva del Centro de Justicia Penal del Reclusorio Sur, resolviera en noviembre del año pasado que permaneciera en prisión.

Los integrantes del tribunal colegiado decidieron resolver a favor del exprocurador general, ya que encontraron elementos que señalan que  el juez Hernández Leyva se equivocó al negarle la prisión preventiva, además de que por su condición de salud y edad, es poco probable que haya riesgo de fuga.

A través de una tarjeta informativa, el Tribunal informó que hay elementos  a tomarse en cuenta, como que su familia nuclear no vive con él, así como que Murillo Karam dejó que se le detuviera en su domicilio y no huyera.

El exfuncionario de la administración de Enrique Peña Nieto seguía en prisión preventiva, esto por el caso de presunta tortura hacia Felipe Rodríguez Salgado, El Cepillo”, supuesto integrante de Guerreros Unidos, grupo ligado a la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

En la audiencia de noviembre del 11 de noviembre del 2023, la defensa del imputado argumentó que se encontraba muy enfermo, con indicios de Alzheimer, con EPOC y que tenía ceguera.

Mientras que la Fiscalía General de la República (FGR) argumentó que Jesús Murillo Karam contaba con una serie de privilegios en la torre médica de Tepepan, como vídeo juegos, baño privado y que lo dejaban fumar dentro de su habitación.

Murillo Karam cuenta con otra causa penal en su contra, ésta por la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, donde el pasado 3 de noviembre del 2023, un juez le cambió la medida cautelar a prisión domiciliaria.