BERLUSCONI RENUNCIA A SU CANDIDATURA A LA PRESIDENCIA ITALIANA

La decisión de Berlusconi llega “in extremis”, a dos días del inicio de las votaciones en el Parlamento de una semana como protagonista.

Parlamento Foto:@el_pais

Roma, 22 de enero de 2022.-

Tras algunos días de llevar a cabo reuniones y expectación, Silvio Berlusconi renuncio hoy a su aspiración a la Jefatura del Estado Italiano, su último gran sueño, pero ungió a Mario Draghi, como principal candidato para estar al frente del Gobierno.

La decisión de Berlusconi llega “in extremis”, a dos días del inicio de las votaciones en el Parlamento y después de una semana como total protagonista en la que, teléfono en mano, ha tratado de recabar el apoyo de diputados y senadores, aunque sin éxito.

Su marcha atrás fue confirmada con elogios por su socio, el ultraderechista Matteo Salvini: “Una elección decisiva y fundamental, Berlusconi ofrece un gran servicio a Italia y al centroderecha, que ahora tendrá el honor y la responsabilidad de poner sobre la mesa sus propuestas sin vetos de la izquierda”.

Un obstáculo

El próximo lunes el Parlamento italiano, reunido en sesión conjunta -630 diputados, 320 senadores y 58 delegados regionales-, será convocado para empezar a votar al sucesor de Sergio Mattarella en la Jefatura del Estado durante los próximos siete años.

El controvertido magnate, de 85 años, había confesado su deseo de alcanzar la mayor distinción del país y había pedido -y obtenido a regañadientes- el apoyo de sus aliados: Salvini, la jefa de los ultras Hermanos de Italia, Giorgia Meloni, y otras pequeñas formaciones conservadoras y democristianas.

Esto lo convertía en un escollo en las posibles negociaciones ya que, por un lado, la coalición de derechas se veía comprometida a seguir sus sueños mientras que la izquierda lo consideraba “inaceptable”, y el acercamiento de posturas es obligatorio porque ningún bloque suma por sí solo para imponer un nombre.

Berlusconi, atrincherado en su mansión de Arcore (norte), reunió por vídeoconferencia a sus ministros y colaboradores para que le aconsejaran y después convocó a sus socios de coalición, Salvini y Meloni, entre otros, para informarles de su decisión.

Con información de: El Universal