CONFÍAN ABRIR SANTUARIOS DE LA MARIPOSA MONARCA EN NOVIEMBRE

La temporada pasada estuvo muy baja, se indicó que se recibieron alrededor de 45 mil visitantes

visitantes Foto:@NoticiasMXP

Ciudad de México, 13 de octubre de 2021.-

Ante la proximidad de la llegada de la Mariposa Monarca, ejidatarios de Michoacán confían en que en la tercera semana de noviembre se abran al público los santuarios, que en su ruta migratoria ya fue vista en Coahuila, Nuevo León, San Luis Potosí y Guanajuato.

Abel Cruz, representante del Ejido El Rosario en el municipio de Ocampo, Michoacán, señaló que los prestadores de servicios turísticos están haciendo todo lo posible para tener las dos dosis de la vacuna contra el covid-19, con el fin de que los visitantes se sientan más seguros.

Para ello, dijo que en breve tomarán el mismo curso de capacitación del año pasado que imparte la Secretaría de Salud y la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), sobre protocolos y medidas sanitarias que tendrán que aplicar, como el uso obligatorio de cubrebocas, sanitización y toma de temperatura para evitar contagios.

Esperamos que esta temporada sea mejor, porque la mayoría de las personas ya van a estar vacunadas; la temporada pasada estuvo muy baja, recibimos alrededor de 45 mil visitantes a comparación de otras temporadas que llegaban a más de 150 mil personas”, indicó.

El representante del Santuario El Rosario agregó que llevan un avance de 70 por ciento en el derribo y extracción de los aproximadamente mil árboles de Oyamel que resultaron afectados por la plaga del descortezador del tallo en el Ejido, uno de los más grandes de la Reserva de la Biosfera Mariposa Monarca.

Estimó que para finales de noviembre concluirán con los trabajos de saneamiento del arbolado, que es aprovechado como madera por la comunidad.

Una vez que se tiene el inventario, la autorización de Conafor, lo que hacemos es derribar los árboles marcados por el técnico, los troceamos a cierta medida y los descortezamos; la corteza se entierra con la plaga, porque no podemos fumigarla o quemarla, debido a que es un área natural protegida”, explicó.

Detalló que la madera que queda se aprovecha en las viviendas para prender los fogones o se vende como tablas o polines para la construcción entre 800 y 900 pesos el metro cúbico.

visitantes
Foto:@Notimex

Abel Cruz descartó que la Mariposa Monarca pueda ser molestada con los trabajos pendientes, ya que, precisó, los árboles que faltan por sanear quedan lejos de donde se instalan las colonias, a más de 30 kilómetros de distancia, y la extracción se puede hacer por el lado de Angangueo.

Aunque es parte de la zona núcleo, ahí no se establece la Mariposa Monarca y no le afecta en nada”, aseguró.

Agregó que las tareas de reforestación en el Ejido El Rosario comenzaron este año con la plantación de 100 mil árboles en la zona núcleo y zona de amortiguamiento, donde pegó más la plaga, con el fin de tener un bosque sano, y mantener en excelentes condiciones el hogar de la Mariposa Monarca.

Con información de: Excélsior