MARIDAJE CON LA COMIDA TÍPICA MEXICANA, PARA ESTAS FECHAS PATRIAS

FOTO: PIQSELS

*El maridaje es la acción de combinar una comida y una bebida entre sí, y lograr una unión perfecta

Toluca, Estado de México, 10 de septiembre de 2021.-

Las bebidas alcohólicas se dividen en dos grandes familias: fermentados y destilados; ante la cercanía de las fiestas patrias, hablaremos del maridaje con la comida mexicana.

Antes que otra cosa, diferenciemos las dos familias de las bebidas alcohólicas: las fermentadas –vino, cerveza, sidra, sake, pulque, entre otras-, son aquellas cuya materia prima pueden ser frutas, granos o tubérculos y sus azúcares sirven de alimento a las levaduras para que estos hongos las degraden en alcohol. Su máximo porcentaje alcohólico es de 15%.

Los destilados –también llamados aguardientes como mezcal, whisky, cognac o ginebra por citar algunos-, son resultado del calentamiento de un fermentado en un alambique donde por medio del calor se purifican y consecuentemente se produce una bebida con un porcentaje de alcohol aproximadamente de 35%.

Los fermentados son bebidas vivas que evolucionan y se degradan mientras que los aguardientes son bebidas que ya no se desarrollan.

Maridaje con la comida mexicana

El maridaje es la acción de combinar una comida y una bebida entre sí, y lograr una unión perfecta; puede ser por afinidad en sabores y aromas, pero también por contraste. Sin embargo, uno de ellos no deberá perjudicar el sabor del otro y viceversa, para poder apreciar las cualidades de ambos productos y que exista cierta armonía.

FOTO: PIXABAY

La cocina mexicana es muy extensa y septiembre es el mes en el que la comida y tradiciones son las estrellas todos los días.

Algunos destilados típicos de México como el tequila, el mezcal y el sotol, se hacen presentes en la mesa para acompañar la comida o sobremesa pero, ¿qué tan viable es acompañar la comida mexicana con un buen vino?
De acuerdo con los expertos, los estilos de vino que armonizan con la comida mexicana son los espumosos categoría Brut y los rosados secos y abocados. Los primeros resaltan los ingredientes, logran explosividad en platillos como los moles o chiles en nogada mientras que los rosados equilibran, dan un estilo refrescante necesario para el picor de platillos como adobos y cochinita pibil.

 

FOTO: REDES

Por otro lado, si de destilados hablamos, el tequila Añejo es la mejor opción si de comida mexicana se trata. Gracias a sus notas amaderadas y toques de caramelo, es ideal para acompañar platillos típicos mexicanos como mole, pipián, cochinita pibil y la clásica, carne asada.

Asimismo, sobra decir que la cerveza es una de las bebidas que más disfrutamos en México, sin importar el día, las estaciones del año o la ocasión, siempre puede ser un gran momento para degustar una, y en estas fiestas patrias, es una de las bebidas favoritas para degustar un buen platillo mexicano.

FOTO: PXHERE

Durante estas fechas solemos preparar pozole, chiles en nogada, pambazos, tostadas, mole, sopes o cualquier otra comida mexicana y muchas veces la bebida pasa a segundo plano, sin embargo, también es un ingrediente esencial para resaltar el sabor de nuestro platillo.

Además de las bebidas antes mencionadas, existen también algunas bebidas mexicanas que bien vale la pena reconocer y recordar en este mes patrio, y que también, para el gusto de muchos, acompañan a nuestra gastronomía.

Tejate

FOTO: FLICKR

Maiz y granos de cacao fermentados se unen en esta bebida ceremonial que existe desde la época prehispánica. Sigue siendo popular en la zona mixteca y zapoteca (y en todos lados, es delicioso); en San Andrés Huayapam se celebra la Feria del Tejate, que también es conocida como “la bebida de los dioses”.

Acachul
Poblano; bebida de la sierra norte hecha con semillas o frutas silvestres (y se llama acachul, fruta parecida al capulín y que se da en esta zona).

Pozol
Una versión de tabasco y Chiapas: maíz cocido con cacao y granos de pochotl. Hay versiones con azúcar y / o chile. Se sirve en jícaras, que lo permiten conservar fresco. Una versión parecida se llama Chacuá, en Yucatán.

Pox

FOTO: Wikimedia/Torredegis

Destilado chiapaneco hecho con maíces de la zona, azúcar y trigo.

En la zona, es muy barato; puedes encontrar en San Cristobal de las Casas una botella en $15.00, por lo artesanal y casero de la producción (se hace en casa, la mayoría de las veces).

Raicilla

Jalisco nos tiene este destilado artesanal que se hace con el maguey lechuguilla (y algunas de sus variedades). Es similar al tequila y al mezcal. No, no cuenta con Denominación de Origen (aún).

Charanda

FOTO: FLICKR

El único ron con Denominación de Origen (de mundo, por cierto). Se hace un destilado con azúcar de caña en la zona de Michoacán.

Bacanora
Se produce en el estado de Sonora; es un destilado hecho con agave vivípara. Se puede decir que es un tipo de mezcal de esta zona.

Xtabentun
Licor maya del estado de Yucatán hecho con miel. Se bebe frío y algunas veces acompañando al café. Es de sabor fuerte y era un licor ceremonial en la época maya y significa significa “lianas que crecen en la piedra”.

Tejuino

FOTO 8: Wikimedia/Alejandro Linares Garcia

O tesgüino, de Nayarit y es preparado con piloncillo fermentado y masa; se sirve con chile, limón o nieve de limón. Es de fermentación baja, por lo que es ligero y se sirve en jarritos o vaso de plástico.

Tascalate
Chiapas se presenta con el tascalate: maíz, cacao, achiote, azúcar, canela y agua. Se acostumbra servir frío y es muy común encontrarla al sur de México.

Tuba
Bebida fermentada de la palma de coco, se agrega nuez y cacahuate, así como frutas como manzana y Jamaica o pepino. Es una bebida similar en producción al pulque y con un sabor ligero, poco alcohol y sin la baba –que tiene el pulque, por ejemplo.

Espuma de cacao/Bupu
Es una bebida hecha con cacao, no tiene alcohol y es de la zona de Juchitán, en Oaxaca. Atole blanco con flor de güiechachi; realmente es la espuma lo que se consume. De origen zapoteco.

Con información de: revistacambio.com.mx | saborearte.com.mx | mundocuervo.com | katamaniacos.com