EL VENADO TIENE DESTACADA PRESENCIA EN LAS CULTURAS INDÍGENAS DE MÉXICO

(Foto: M. L. Haen. Also)

Toluca, Estado de México, 06 de julio de 2021.-

El venado es uno de los animales con mayor presencia en las culturas indígenas de nuestro país. La riqueza cultural que ronda a este majestuoso animal puede ser encontrada entre los yaquis, mayos, huicholes, nahuas, zapotecos, chinantecos y mayas.

Actualmente, según la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, las huellas del venado cola blanca (Odocoileus virginianus) atraviesan prácticamente todo nuestro territorio; ya que se encuentran en un 92.7 por ciento de este, excepto en la Península de Baja California.

          (Foto: Semarnat)

Desde mitos de creación, hasta las relaciones entre los humanos y la cacería de venados, donde en algunos estados era requisito que el cazador pasara ciertos rituales, al ser considerado este animal como equivalente a un cautivo de guerra. Por otra parte, la caza excesiva de animales era controlada y fuertemente castigada por el llamado Dueño de los Animales, quien en muchas culturas se relaciona con estos cérvidos.

Sobre el rico simbolismo de los cérvidos en Mesoamérica, dentro del número 117 de Artes de México “La búsqueda del venado”, se menciona que entre los zapotecos del sur, este animal es asociado con los cambios climáticos, siendo incluso considerado como el anunciador de la lluvia; “Cuando lo escuchan bramar durante la noche, los zapotecos tienen la certeza de que pronto caerá el agua”. También era participe en las ofrendas para pedir buena cosecha.

Danzantes del pueblo Yaqui, Mayo y Comcaac (Foto: @zaramonrroyoficial1)

En los huicholes, la autoinmolación del animal permitía mostrar la “verdadera forma del mundo”; en el principio de los tiempos, había dioses que, precedidos por el venado, peregrinaron en busca del amanecer. En su recorrido, fueron creando la tierra. El venado, al sentir lástima por los caminantes, decidió sacrificarse: “Cazador y presa se vuelven uno”. Algo similar ocurre en la cosmovisión de la cultura wixárika, donde el venado es una de las figuras más sagradas donde, además, funge como un hermano mayor, un guía espiritual, como un medio para conectarse con los ancestros.

Para los mayos, los pasos del cérvido también marcaron el amanecer de los tiempos. En la danza del venado se citan las fuerzas primordiales que desencadenan la vida, las dos más importantes son el venado, en el que recae el aspecto luminoso del mundo; así como el pajkola, representante de los animales fieros como el chivo, el coyote y la culebra. En los yaquis, los dones del animal son otorgados durante el sueño.

Venado alcanzado por una flecha. Códice Borgia. Biblioteca Apostólica Vaticana

*Con información de: Scielo.org.mx | Ciudadolinka.com | Artesdemexico.com