HOY ENTRA EN VIGOR LA REFORMA LABORAL PARA ELIMINAR EL OUTSOURCING

Ciudad de México, 24 de abril de 2021.- A partir de este sábado entra en vigor la reforma sobre la subcontratación laboral, luego de haber sido promulgada en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la tarde de este viernes, misma que elimina el outsourcing.

Con la entrada en vigor de esta reforma, los patrones deben reconocer como trabajadores propios a todos los empleados que realizan las actividades principales en sus empresas.

Con la puesta en marcha de la ley del outsourcing, alrededor de 300,000 trabajadores que se encontraban bajo modalidades de contratación de insourcing y outsourcing, ya han sido reconocidos y transferidos por las empresas para las que realmente laboran, así lo dio a conocer Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

Las autoridades aseguran que esto permitirá relaciones obrero-patronales más equilibradas y terminará por beneficiar al trabajador.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) reportó incrementos en el registro de salarios que van del 15 hasta el 32% por ese tipo de transferencias laborales.

¿Qué contempla esta ley?

  • La Secretaría del Trabajo anunció que sí podrá haber subcontratación de servicios y obras especializadas que no formen parte de la actividad económica principal de la compañía.
  • Las empresas que presten estos servicios deberán registrarse de manera obligatoria en un padrón en la Secretaría del Trabajo, acreditando el cumplimiento de sus obligaciones laborales de seguridad social y de tipo fiscal.
  • Las empresas que contraten los servicios especializados, deberán responder frente a los trabajadores en caso de cualquier incumplimiento por parte de las prestadoras del servicio especializado.

El plazo para que las empresas cumplan con la aplicación de esta reforma es de 90 días, a partir de que la Secretaría del Trabajo y Previsión Social emita los lineamientos para el registro de las empresas de subcontratación especializada.

En cuanto al reparto de utilidades que contempla la reforma de ley, se establece que las empresas tienen la obligación de repartir el 10% de las utilidades generadas, misma que pueden realizar en dos modalidades, una en un lapso de hasta 90 días; y la segunda, el promedio de los últimos tres años.

*Con información de: El Economista