“COVID-19 LARGO” ¿QUÉ ES Y CUÁLES SON SUS CONSECUENCIAS?

Cerca de uno de cada 10 pacientes de coronavirus aún no se ha recuperado 12 semanas después de una infección aguda.

Covid-19 largo Foto: Twitter/@lopezdoriga

Ciudad de México, 04 de marzo de 2021.- De acuerdo con expertos en salud europeos muchos pacientes de COVID-19 siguen sufriendo graves, debilitantes y persistentes síntomas meses después de su infección inicial, con significativas consecuencias sociales, sanitarias y económicas, lo cual ha sido frecuentemente llamado “COVID largo”.

Cerca de uno de cada 10 pacientes de coronavirus aún no se ha recuperado 12 semanas después de una infección aguda y muchos sufren síntomas por un tiempo mucho más largo, dijeron los expertos al publicar un informe de orientación liderado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la condición, frecuentemente llamada “COVID largo” o “sindrome post COVID”.

Esta es una condición que puede ser extremadamente debilitante. Quienes la padecen describen una combinación variable de síntomas superpuestos (…) dolor en el pecho y los músculos, fatiga, dificultad para respirar, niebla cerebral y muchos otros”, dijo Martin McKee, profesor del Observatorio Europeo de Sistemas y Políticas de Salud que dirigió el reporte.

En tanto, Hans Kluge, director regional europeo de la OMS, dijo que un “COVID largo” podría tener graves consecuencias sociales, económicas, de salud y ocupacionales. La carga es real y significativa.

Ante ello, instó a las autoridades de salud a escuchar las preocupaciones de los pacientes, tomarlas en serio y establecer servicios para ayudarlos.

La creciente evidencia de todo el mundo apunta a que miles de personas experimentan un “COVID largo” y la afección parece no estar relacionada con si un paciente tuvo una infección grave o leve.

Por otra parte, un informe inicial del Instituto Nacional de Investigación en Salud de Reino Unido el año pasado sugirió que el COVID prolongado puede no ser una condición, sino múltiples síndromes que causan una montaña rusa de síntomas que afectan al cuerpo y la mente.

Aún se desconoce mucho sobre el COVID-19, como ocurre con cualquier enfermedad nueva, señaló Kluge.

Necesitamos escuchar y entender. Las personas que padecen afecciones posteriores al COVID deben ser escuchadas si queremos comprender las consecuencias a largo plazo y la recuperación del COVID-19”, apuntó Kluge.

Recalcó que, esta es una prioridad clara para la OMS y debería serlo para todas las autoridades sanitarias.

Con información de: Noticieros Televisa