BRASIL REBASÓ LOS CINCO MILLONES DE CASOS CONFIRMADOS DE COVID-19

Foto: Twitter/@contrapuntovzla

Roberto Medronho, epidemiólogo de la Universidad Federal de Río de Janeiro, advirtió que las cifras podrían ser mucho mayores si las pruebas de Covid-19 estuvieran más extendidas.

Brasil, 07 de octubre de 2020.- El país sudamericano registró en las últimas 24 horas, 31 mil 553 nuevos contagios de Covid-19, con lo cual superó la marca de 5 millones de casos confirmados de la enfermedad y se acercó a las 150 mil muertes, con 734 nuevos fallecidos, de acuerdo con el último informe del Ministerio de Salud.

A pesar de que la cantidad de casos diarios ha bajado desde un pico en julio, expertos en salud advierten que Brasil está ignorando las precauciones de distanciamiento social y se enfrenta al peligro de una segunda ola al volver a la normalidad demasiado rápido.

El Ministerio de Salud informó que el total de casos confirmados llegó a 5.000.694 y la cifra de fallecidos asciende a 148.228.

El promedio diario móvil de la semana pasada fue de 658 muertes por día, frente a los 1.073 fallecimientos diarios de la última semana de julio. El promedio de casos nuevos fue de 26.140 días, casi la mitad de la tasa de finales de julio.

Roberto Medronho, epidemiólogo de la Universidad Federal de Río de Janeiro, advirtió que las cifras podrían ser mucho mayores si las pruebas de Covid-19 estuvieran más extendidas.

A medida que termina el invierno y aumentan las temperaturas tropicales, los brasileños se están reuniendo en playas abarrotadas y en bares y restaurantes sin tomar precauciones, advirtió Medronho.

Me temo que tendremos una segunda ola como en Europa, lo que es una gran preocupación para los funcionarios de salud pública”, sostuvo.

Por su parte, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, ha minimizado la gravedad del virus, a pesar de que estuvo infectado y tuvo que aislarse durante dos semanas, pues se ha opuesto a las cuarentenas y ha alentado a los brasileños a volver a la normalidad para que la economía pueda recuperarse de lo que se espera sea su caída anual más profunda.

Con información de: Excélsior