CIENTÍFICOS DESCUBREN LA COLISIÓN MÁS POTENTE DE DOS AGUJEROS NEGROS

Foto: Twitter/@Cimap_Pachuca

Dos detectores separados por miles de kilómetros han captado la misma señal que corresponde a la onda binaria gravitacional, más grande que se ha detectado.

Toluca, Estado de México, 02 de septiembre de 2020.- Este miércoles, el observatorio de Ondas Gravitacionales LIGO, ha anunciado el descubrimiento de la fusión de agujeros negros más grande que se ha detectado hasta la fecha. El hallazgo es la primera detección clara de un agujero negro de masa intermedia (masa total de más de 100 masas solares).

Dos detectores separados por miles de kilómetros han captado la misma señal que corresponde a la onda binaria gravitacional más masiva observada a lo largo de la historia, GW190521, conformada por dos agujeros negros con masas de aproximadamente 85 y 66 masas solares, cuyo resultado produjo la formación de un agujero negro remanente de 142 masas solares.

Desde 2015 los astrofísicos han estado usando detectores de ondas gravitacionales para detectar señales que puedan ayudarlos a decodificar colisiones masivas. En esta ocasión, los científicos identificaron un nuevo tipo de sonido que podría contribuir a la develación secretos cósmicos.

En colaboración con el detector de ondas gravitacionales Virgo, alojado en el Observatorio Gravitacional Europeo (EGO), cerca de Pisa (Italia), de llevó a cabo la investigación.

La señal fue captada el 21 de mayo de 2019 y duró apenas una décima de segundo, por lo que, las conclusiones anunciadas esta jornada son el resultado de más de un año de estudios para descifrar la causa de las señales percibidas.

La astrofísica Zsuzsanna Marka, comentó a Space.com, que en aquella ocasión no pudo evitar notar la gran masa.

Esto es asombroso. Esto es enorme. Este es realmente uno de los eventos de masa increíblemente alta que esperábamos ver, pero no estaba claro que, en realidad, esos agujeros negros de masa alta existieran”, recordó la experta.

De momento, la NASA ha clasificado los agujeros negros en dos tamaños “radicalmente diferentes”. Por una parte, los agujeros negros estelares que son de 10 a 24 veces más masivos que el Sol y, por otra, los agujeros negros supermasivos, que son millones o miles de millones de veces la masa del Sol.

Sin embargo, los astrónomos han sospechado que podría haber agujeros negros de masa intermedia que registran entre 100 y 1.000 veces la masa del Sol, cuya evidencia se ha confirmado el día de hoy.

Con información de: Actualidad