CON TÉCNICA PARA DETECTAR COVID 19 HALLARON CARNE DE DELFÍN EN LATAS DE ATÚN

Foto:@MMTVLaguna

El hallazgo es parte de una investigación realizada en los primeros meses de 2018, para una tesis de titulación de la carrera de Ingeniería de Alimentos de la FES Cuautitlán, de la UNAM.

Ciudad de México, 24 de agosto de 2020.- ¿Puedes créelo? Una estudiante, para obtener su título en Ingeniería en Alimentos de la Facultad de Estudios Superiores (FES) Cuautitlán, realizó una investigación durante los primeros meses del año pasado, en la que halló que algunas marcas comerciales mexicanas de atún enlatado contienen carne delfín .

En ese entonces, la alumna Karla Vanesa Hernández Herbert realizó este estudio cuando hacia su servicio social en la Comisión Federal para la Protección de Riesgos Sanitarios (Cofepris) con apoyo de su profesor Francisco Montiel Sosa, doctor de Bioquímica con experiencia en Genética Molecular y Biotecnología.

En su momento, la estudiante acudió a 15 tiendas de autoservicio y tienditas de la esquina donde adquirió 15 latas de atún aleta amarilla de producción nacional, diez de aceite y cinco de agua.

Karla tenía la sospecha de que no se estaba haciendo una operación adecuada de la pesca y era posible encontrar delfín en el atún; en un inicio incluso yo era un poco pesimista, porque le decía: ¿A poco si crees que encontremos delfín en el atún?”, relató el también secretario general de la FES Cuautitlán.

La técnica usada para tal investigación, se basó en la extracción y purificación del ADN y análisis de la reacción en cadena de la polimerasa (PCR, por sus siglas en inglés), que arrojó resultados positivos, pues se encontraron en tres latas de la 15 carne de delfín.

El profesor Montiel Sosa, explicó que el procedimiento fue exacto, y es con el que actualmente se hace la detección efectiva del virus del SAR-CoV-2.

La PCR, lo que hace es replicar un fragmento del ADN millones de veces en un período corto, en una hora y media más o menos, qué es lo que dura la técnica, para luego obviamente poder identificar el ADN. La técnica es muy potente y útil, por la capacidad que tiene de replicar, lo que permite detectar ADN, aun cuando la cantidad de muestra sea muy pequeña”, detalló.

Señaló que, aunque la Tesis es concluyente, porque se obtuvieron bandas de 424 pares de bases, que se acompañaron con controles positivos y blanco, descartar una posible contaminación, la investigación puede crecer mucho más, con un mayor número de muestras y haciendo la secuenciación de nuevos resultados de la PCR.

La técnica que utilizó Karla, es la técnica básica, la que se conoció en un inicio como PCR punto final, que es la más sencilla y utiliza reactivos más económicos y que tiene la ventaja de que es cualitativa, pero también tenemos en el laboratorio la PCR cuantitativa y la PCR en tiempo real, como la que se está utilizando en las pruebas del virus SARS-CoV-2″.

Con ese equipo, que es más caro, se puede hacer “no sólo la amplificación del ADN, sino con la cantidad de fluorescencia que emite el resultado, saber qué proporción tenemos de atún y qué proporción de delfín”, indicó.

Foto:@Excelsior

Marcas de Atún.

Karla Vanessa Hernández, dijo que lo único que se busca es poner a debate la necesidad de contar con un etiquetado transparente en las latas de atún para beneficio de los consumidores.

Además de llamar la atención de las autoridades de Conapesca y Profeco para dar cumplimiento a las normas para la conservación del delfín, que es una especie “sujeta a protección especial”, lo que en su conjunto serviría para que el atún mexicano pueda obtener el sello de “Dolphin Safe”, por parte del Gobierno de Estados Unidos.

Con información de: Excélsior