VACUNA DE PFIZER CONTRA COVID-19 GENERA “ROBUSTA RESPUESTA INMUNE” EN ENSAYOS

La inyección BNT162b1 provocó un aumento en las concentraciones de anticuerpos contra el dominio de unión con el receptor del virus.

Toluca, Estado de México; 12 de agosto de 2020.- Este miércoles, Pfizer y BioNTech informaron que su vacuna contra el COVID-19 generó una “robusta respuesta inmune” en las personas que participaron en un ensayo clínico.

En un documento publicado en la revista Nature, señalaron que la candidata a vacuna, que generó estos efectos fue la BNT162b1. Pfizer y BioNTech también trabajan en otra inyección, la BNT162b2, que inició su ensayo de fase final a finales de julio.

Ambas vacunas utilizan un nuevo tipo de tecnología conocida como ARN mensajero (ARNm), una forma de material sintético genético que estimula al cuerpo a producir una proteína clave a partir del virus, creando una respuesta inmune.

La candidata BNT162b1, que está en un estudio de fase 1/2, se aplicó a un grupo de adultos sanos de entre 18 y 55 años, en dosis de 100 y 30microgramos.

Tras una primera dosis, se detectó un aumento en las concentraciones de anticuerpos contra el dominio de unión con el receptor del virus 21 días después. Esas concentraciones subieron después de una segunda dosis.

Los efectos secundarios de esta vacuna solo fue dolor en el sitio donde los voluntarios fueron inyectados.

Con información de: EL FINANCIERO