EL AISLAMIENTO PODRÍA HACERTE ENGORDAR

Ciudad de México, 29 de marzo de 2020

Entre las medidas implementadas por la contingencia de COVID-19 están el cierre de parques y gimnasios, así como la petición de que nos quedemos en casa y salir sólo a lo necesario, para evitar contagios.

Al no poder salir, la gente se la pasa horas viendo la televisión y comiendo, lo que, aunado a la inactividad física, provoca aumento de peso

Estar todo el día encerrados en casa hace que comamos más y mal, lo que podría dejarnos con entre 3 y 5 kilos de más al término de la época de aislamiento preventivo, así lo señalan nutriólogos de la Sociedad Española de Obesidad.

Los expertos en salud recomiendan planificar los menús semanales y realizar al menos una hora de actividad física, para evitar el aumento de peso durante la etapa de contingencia.

Así como beber agua y consumir dos raciones de verduras cada día, además de optar por el consumo de pescado y carnes blancas, dejando las carnes rojas para consumir sólo una vez a la semana.

Para los snacks y postres, los nutriólogos aconsejan el consumo de frutas de temporada, además de realizar actividad física para no aumentar de peso y provocar otros padecimientos.