JOVEN ARGENTINO QUE SUBIÓ A UN BUQUE CON SÍNTOMAS DE COVID-19 PODRÍA SER MULTADO

Foto: @maxikronenberg

La posible multa asciende a los 700 mil dólares por poner en riesgo a casi 400 personas que viajaron de Colonia a Buenos Aires.

Argentina, 21 de marzo de 2020. – Luego de que un joven de 21 años, identificado como Luca Singerman, viajara en un buque de Uruguay a Argentina con síntomas del coronavirus, fue imputado este viernes y podría ser multado con 700 mil dólares por poner en riesgo a casi 400 personas que viajaron de Colonia a Buenos Aires.

El gobierno de Buenso Aires pidió ser litigante en una demanda para comenzar un proceso penal contra Luca Singerman por graves delitos contra la salud pública, contemplando en el artículo 202 del Código Penal, y que establece una pena de tres a quince años a quien “propague una enfermedad peligrosa y contagiosa para las personas”.

Fuentes judiciales confirmaron a La Nación que la multa de 700 mil dólares fue calculada a raíz del operativo sanitario derivado del contagio del joven Singerman, ya que las autoridades tuvieron que aislar en hoteles de la capital a 385 pasajeros y 19 tripulantes del barco Juan Patricio, perteneciente a la empresa Buquebus.

De acuerdo con medios internacionales, el motivo de la detención era que el joven argentino se habría escapado de un hospital uruguayo y que no había informado a las autoridades que había estado en Europa días atrás.

Sin embargo, el padre de Luca Singerman, aseguró a medios argentinos que fue el joven quien actuó bajo los protocolos correspondientes y se autodenunció con el capitán.

La fiscal Alejandra Mángano fue la encargada de imputar al joven por presuntamente poner en riesgo a los pasajeros y tripulantes.

Con información de: Actualidad RT