INVESTIGADORES MEXICANOS UTILIZAN MÉTODOS COMPUTACIONALES PARA ESTUDIAR EL CORONAVIRUS

(Foto: Tec.mx)

Este análisis es posible gracias a que las autoridades de salud en China han publicado el genoma del coronavirus

Zapopan, Jalisco;  06 de febrero de 2020.-

Mediante algoritmos, investigadores del Tecnológico de Monterrey analizan el ADN del virus de Wuhan 2019-nCoV (coronavirus) y de otros virus ya conocidos, con la finalidad de encontrar un ancestro común y descubrir información que pueda ser aprovechada para posibles vacunas.

Buscamos una reconstrucción filogenética utilizando el ADN de múltiples cepas de coronavirus con la finalidad de identificar un ancestro común del nCoV-2019 que permita brindar información útil para el desarrollo de una vacuna”, indicó Eduardo Rodríguez, profesor investigador de la Escuela de Ingeniería y Ciencias.

Explicó que la reconstrucción filogenética es una rama de las matemáticas aplicadas que se encuentra en la intersección de varios campos, incluidas las ciencias de la computación, la investigación operativa y la inteligencia artificial; esta, dijo, puede ser abordada como un problema de optimización combinatoria y resolverse a través de algoritmos computacionales avanzados

Árbol filogenético que muestra la relación de Wuhan-Hu-1 (en un círculo rojo) con los coronavirus seleccionados. (Foto: Tec.mx)

El tambien profesor del Tec campus Guadalajara, indicó que este análisis es posible gracias a que las autoridades de salud en China han publicado en la base de datos GenBank el genoma del virus nCoV-2019 desde que se identificaron los primeros contagios en Wuhan, China;

En nuestros días la tecnología es una ventaja importante para el desarrollo de la vacuna, ya que gracias a ella se pudo compartir la estructura del genoma en tiempo real, lo que propició que iniciaran los esfuerzos por parte de diferentes universidades y centros de investigación en el mundo en busca de soluciones”, detalló.

Fue a partir del 11 de enero cuando las autoridades sanitarias chinas dieron a conocer la identificación de más de 40 infecciones humanas como parte de este brote, del cual, se informó por primera vez el 31 de diciembre de 2019, según el National Center of Biotechnology Information (NCBI), instancia que cuenta con el genoma asociado al nuevo coronavirus de Wuhan, y está a disposición de la comunidad biomédica mundial.

*Con información de: Tec.mx