EN MENOS DE UNA SEMANA, MURAL DE SARAH ANDERSEN FUE VADALIZADO

Foto: @seprh

Algunas personas decidieron reunirse en torno al mural y limpiar la pared, en un intento por restaurar los gráficos de la artista.

Ciudad de México, 04 de febrero de 2020. – El pasado miércoles, la ilustradora Sarah Andersen, creadora del famoso comic Sarah´s Scribbles (Garabatos de Sara), realizó un mural de sus dibujos en la colonia Roma de la capital del país; sin embargo, a menos de una semana de su creación, los usuarios han denunciado a través de redes sociales que la obra ya fue grafiteada.

La también dibujante estadounidense, forma parte de los artistas convocados por la compañía mexicana de diseño digital Pictoline y Samsung para la primera edición de su proyecto Internet Walls, que busca reunir a algunos de los artistas más populares de la web y plasmar sus obras en paredes de la Ciudad de México.

El mes pasado de enero, la autora del webcomic estuvo en la capital del país para llevar a cabo una charla sobre su trabajo y pintar algunos personajes en diversas poses, invitando a los transeúntes a tomarse algunas instantáneas en el lugar.

Por lo que el mural tuvo una buena aceptación de varios fanáticos de la artista, quienes procedieron de la artista, quienes procedieron a compartir imágenes de ellos en el lugar. Sin embargo, a pocos días de la creación de la obra, el mural ha sido vandalizado, lo que ha molestado a la comunidad de internet sobre el maltrato hacia el trabajo de Andersen.

Por lo que internautas mostraron su indignación en las redes sociales donde reprobaron a quien decidió cubrir el mural con grafitis y expresaron que por ese motivo en México no duraban las “cosas bonitas”.

Por suerte para los seguidores de la artista, ella misma informó a través de Twitter que el mural tiene un revestimiento anti grafiti, por lo que es posible limpiarlo. Por esta razón, algunas personas decidieron reunirse en torno al mural y limpiar la pared, en un intento por restaurar los gráficos de la artista.

Con información de: Sin Embargo y Milenio